Bursitis como podemos disminuir estos dolores

BURSITIS COMO PODEMOS DISMINUIR ESTOS DOLORES

¿Qué es la bursitis?

La bursitis es un tipo de afección dolorosa que afectan directamente en las articulaciones, son una especie de sacos llenos de líquidos que se encuentran alojados entre las articulaciones, huesos o tendones.

Por lo general la bursitis se ven en algunos tipos de deportes, como lo es en los atletas del tenis que son los más comunes en este tipo de afecciones, por el tipo de movimiento regular con los brazos y codos que van generando la acumulación de estos líquidos entre los huesos.

Este tipo de afección se producen cuando las células sinoviales, que son las encargadas de producir lubricantes entre los huesos y tejidos y así evitar la fricción constante entre ellos, son disminuidas o alterada debido a lesiones e inflamación de estas zonas.

Una de las formas de ver cuando un paciente sufre de este tipo de afección como lo es la bursitis, es la facilidad como se lesiona siempre en las mismas zonas que contienen mayor articulación, pero también se han visto casos de personas que sufren de artritis reumatoide o la gota.

¿Cuáles son las zonas con mayor frecuencia de bursitis?

Por lo general los encontramos en las áreas con mayor rango de movimiento, tanto de contracción como de extensión y entre estas tenemos, hombros, rodillas, tobillos, codos, muslos, caderas etc.

Síntomas de la bursitis

  • Dolores intenso cada vez que quiere hacer un tipo de movimiento angular
  • Inflamación
  • Poca facilidad en los movimientos de estiramiento y extensión
  • Si es causada por alguna infección, se le denomina séptica y puede producir fiebre, mareos, enrojecimiento en el área afectada, muy caliente en la zona.

¿Como proteger el área afectada de la bursitis?

  • Utilizar acolchado en el área que sienta dolor y así evitar que aumente si se produce un roce o golpe en el área afectada.

 

  • Unas de las recomendaciones es guardar mucho reposo, así esta poco a poco se irá desinflamando hasta volver a su estado natural.

 

  • Si es necesario utilice hielo en el área afectada, simplemente envuelva varios trozos de hielo en una toalla y coloque al menos por algunos minutos, repítalos varias veces.

 

  • Si el área de la rodilla es la afectada, trate de mantener las piernas elevada, para evitar la acumulación de sangre y así evitar que siga inflamándose.

Recomendaciones finales

Estas afecciones son muy comunes, por lo que la mayoría de las personas tratan estos casos desde su casa, sin necesidad de asistir a un médico, sin embargo se recomienda que si es persistente esta afecciones, acudir a un médico especialista, ya que puede que la lesión haya pasado a otro grado que pueda aumentar e inclusive perjudicar a otras áreas.

Espero les haya servido de orientación este tema, y me ayudes a difundirlo en las redes sociales.

Compártelo en...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedIn

One Comment

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *